Ambientadores naturales

ambientadores naturalesNo es necesario caer en el consumo de aerosoles para que nuestro hogar o la oficina sean aromáticamente lugares acogedores. Es sencillo llevar a cabo aromas caseros, ecológicos, y de nuestro gusto, adaptados a nuestra necesidad, sin tener que consumir productos químicos. Es una apuesta a retomar costumbres ancestrales y cuidar el medio ambiente.

Los aromatizantes comerciales son tan dañinos para el medio ambiente como para nuestra salud. De hecho, los productos de limpieza químicos y aromatizantes en aerosol pueden causar innumerables problemas respiratorios. Aprender recetas naturales con los productos que tenemos a nuestro alcance son la opción no tóxica ideal. Si aprendemos a aromatizar nuestros espacios de manera natural, los aromas pasaran a ser nuestra carta de presentación y toque distintivo.

Una opción rápida y sencilla es tener plantas en los espacios, con excepción de los dormitorios, las plantas pueden estar vivas, en macetas, o simplemente ser ramos de flores, ya que las flores actúan como un ambientador natural, que ayudan a dispersar suaves fragancias naturales. Las azaleas o el bambú, neutralizan las partículas de formaldehido que desprenden los muebles de madera.

Las hierbas aromáticas han sido siempre usadas como aromatizadores. Desde la antigüedad, las ramas de hierbas con olores dulces eran arrojadas al piso y cuando eran pisadas, liberaban su fragancia. Como resultado, la lavanda y el romero se conocen como hierbas que se esparcen. La lavanda, el romero, el tomillo, la albahaca, la salvia, cedrón, y las mentas son ideales hierbas aromatizadoras.

La combinación en popurrí de hierbas y especias secas como cáscaras de cítricos con clavos de olor, canela, semillas de cilantro, granos de pimienta de Jamaica y hierbas secas, junto a pétalos de rosa y unas gotas de aceite de popurrí son ideales y duraderos generadores de fragancias.

Para eliminar los malos olores de las cocinas, utilizar rodajas de limón en una olla con agua y un poco de clavo de olor a fuego lento durante diez minutos, es la mejor opción.

Utilizar el eucaliptus de forma natural colocándolo dentro de un recipiente para hervirlo a fuego lento refresca las habitaciones y durante el invierno sirve como buen remedio debido a sus propiedades expectorantes

Para eliminar los malos olores en los cajones de ropa, se puede usar jabón natural perfumado. Con sólo colocar entre la ropa y cada vez que se vaya a sacar una prenda se notará el olor a limpio.

El vinagre es un neutralizador de olores natural, posible eliminar olores como los del tabaco, la comida fuerte y la humedad, una opción de utilizarlo es realizar  cubitos de vinagre y ponerlos en nuestro cesto de basura y poco a poco se irán eliminando los olores.

Las velas perfumadas se pueden utilizar en todos nuestros ambientes, las realizadas con aceites esenciales dan mayores resultados.

No hay mejor ambientador natural como los granos de café, son muy eficaces contra el olor del tabaco, la opción es colocar los granos en un bol decorativo con agua. En la heladera, elimina los malos olores y los granos tostados son ideales para colocar dentro de los armarios.

Colocar medio limón dentro de la heladera pinchado por clavos se eliminan los malos olores.

Un pulverizador ideal para las cocinas es colocar en un recipiente dos cucharadas de bicarbonato sódico, 300ml de agua y unas gotas del aceite esencial que más te guste como la lavanda o el árbol del té.

Hay muchísimas opciones, solo hay que utilizar la imaginación, probar, e ir modificando según nuestros gustos las fragancias! Poner en práctica alguna opción, es saludable para nuestro hogar y el ambiente.

Fuente: http://vidamasverde.com, http://www.hogarutil.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *